El Centro Especial de Trabajo (CET) es una organización empresarial que opera en un entorno productivo y asegura trabajo remunerado a personas con un grado de discapacidad igual o superior al 33%. Además, los facilita un servicio de apoyo personal y social (USAP), que es desarrollado por un equipo dentro del Servicio Social de Integración Laboral. Su finalidad es la creación de puestos de trabajo estables, adecuados a la realidad del mercado laboral y al mundo de la empresa.

En el supuesto de que no fuera posible, es posible la exoneración aplicando medidas alternativas como la contratación de servicios o compra de productos en un Centro Especial de Trabajo, y, aun así, apoyar a los proyectos de la Fundación NouXamfrà.